Animados con Pixar

Tras el enorme éxito alcanzado en el MoMA de Nueva York, ha llegado a España la exposición «Pixar. 25 años de animación», que rinde tributo a una de las empresas que mejor reflejan el triunfo de la creatividad y el talento en el ámbito de la animación.

Esta muestra permite descubrir el sorprendente mundo de los estudios Pixar a través de un grandioso recorrido por las ilustraciones, bocetos, storyboards, maquetas e instalaciones digitales que les han permitido dar vida a tantos y tantos personajes míticos, contar historias que se han grabado a fuego en la memoria colectiva y emocionarnos una y otra vez con sus animaciones.

El proceso creador de una película es fruto de la inspiración y del talento, por supuesto, pero también de la dedicación, el trabajo y el esfuerzo continuado de un equipo humano que desarrolla infinidad de obras de arte, miles y miles de pequeñas labores creativas para que cada filme alcance la espectacularidad y perfección que a todos nos cautivan.

Desde el estreno en 1995 de Toy Story, el primer largometraje creado en su totalidad con efectos de animación digitales, la trayectoria creadora de Pixar incluye películas inolvidables como Bichos, Toy Story 2, Monstruos S. A., Buscando a Nemo, Los increíbles, Cars, Ratatouille, Wall-E, Up, Toy Story 3, Cars 2, Brave y Monstruos University, las cuales han conseguido entusiasmar a nuestros niños entreteniendo a los adultos.

Y eso que, en sus orígenes, las dificultades fueron grandes. La empresa, que arrancó como un proyecto universitario, pasó por serios apuros económicos y acumuló rechazos continuados de guiones por parte de multitud de productores. Después llegaron los éxitos, la entrada en Disney y la explosión creativa en cada una de sus animaciones.

Visitar esta exposición supone adentrarse en los terrenos aplicados de la imaginación, la chispa fantasiosa y el manejo de la tecnología al servicio de los sueños, al tiempo que encontrarnos cara a cara con un montón de viejos amigos animados a los que difícilmente olvidaremos.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *